de Eleonora Valentini

de Eleonora Valentini

BIENVENIDOS A BORDO

Bienvenido a mi mundo o lo que es lo mismo a mi corazón y a todo mi interior para quien encuentre en él un pedacito del suyo.


Me deleita desear el mejor viento solar, en este saludar late un venerar a la pulsión de poesia que arde en el viento del sol y un mensaje de fuerza, energía e infinita esperanza.


"Que el viento solar sople siempre en tu camino"

domingo, 1 de julio de 2012

Introspección

Le escribo a los umbrales de mi conciencia,
allí donde se guardan los secretos más ocultos,
escribo con la pluma de la ausencia,
al vacío absoluto que significa la nada misma.
Al libre albedrío de mil melancolías, 
 
al destino incierto de los sinsabores,
al lánguido recuerdo de lo que fui.
Le escribo al callejón sin salida del olvido,
al sueño profundo que nunca más despertó,
al letargo eterno de los silencios que aturden,
a esas nostalgias que invernan en la emoción.
Le escribo a los confines de mi existencia,
esos que ostentan juglares de pasión,
en donde todo es posible si se desea,
desde lo más profundo del corazón.
Le escribo a las intenciones que florecen,
allí donde se conjuga mi actitud,
con el pasado, presente, futuro,
esa línea de tiempo soy yo.
Allí donde mi luna y mi sol,
forman el eclipse de mi yo interior,
revelando el mito de mis cavernas subyacentes,
donde busco incansable los sinfines de mi razón,
el paradigma tan anhelado de lo que soy,
una copia absurda quizás, de eso que llamamos Dios.

© by Eleo 
21/05/2012

Hipocresía

Me pierdo en la oscuridad de la hipocresía,
la luz se va apagando y me voy apagando con ella.
No trates de volver a encenderla, la perilla se rompió.
Esa llama interior que ardía, se va consumiendo de desilusión.
Da lo mismo hacer las cosas bien, que hacer las cosas mal.
Da lo mismo tener una línea impecable de conducta, que no tenerla.
La fama compensa a quien actúa mal, 
tranza con el quedar bien, a costa de quedar mal...
No valora el esfuerzo, la dedicación, la lealtad...
Todo de repente se cae...
Ante mis ojos un mundo desconocido, 
un mundo que lastima, que traiciona...un mundo injusto.
Se sienta a la mesa de lo impropio, 
avalando pecados que han lastimado,
habilitando insultos; despropósitos; caprichos infundados,
dandole el visto bueno a conductas reprochables. 
Estoy parada en el limite del desencanto,
en el vórtice de la traición, 
en ese punto donde empieza la nada misma...
Tan confundida, desencantada, apagada,
descubro lo frívolo que podes ser.
¿En que lugar me olvidaste, que no giraste para verme?
Cuando bebiste junto a ellos y olvidaste sus burlas,
has herido a quien te dio un lugar especial en su corazón,
lastimando su buena fe, su cariño por ti, 
esa amistad que pasaste por alto.
Si es solo tu mundo el que importa, 
espero que ese olvido, valga la pena, al final de todo. 

by Eleo 
22/06/2012

Ilustrción: Nicoletta Ceccoli 

Niebla

La vida te regala momentos, instantes, 
que se quedan para siempre grabados en tu retina. 
Que no tienen nada que ver con el brío del entorno.
Momentos que tienen que ver, 
con eso que no se puede ver, 
pero que se percibe, se siente...
Y casi se acaricia.
Eso que esta en el aire...
Como la niebla. 

© by Eleo 

Cigarros

Navego en mis adentros,
buscando esa parte de mi que naufrago,
tratando de remontar velas que se volvieron de acero,
cuando te llevaste mi timón. 
Soplaron fuertes vientos...
Mi jardín de margaritas se voló,
atravesaron todo el océano en busca de una emoción,
perecieron en un campo de espinas,
buscando esa tierra fértil que nunca las albergo.
Solo me quedó un pétalo guardado en un cajón,
al lado de tu recuerdo y esa foto de los dos.
El paquete vació, de esos cigarros que te fumaste,
la última noche que nos cobijo,
la caja de un antiguo reloj, que ya no marca las 2.



© by Eleo
24/05/2012

El sonido del silencio

A veces el sonido del silencio,
es el sonido más bello que podemos escuchar...
Acallar nuestras voces para dar lugar al sentimiento más puro, 
al lenguaje de la no palabra; 
que cobra vida en una mirada.
Un lenguaje que solo pueden comprender, 
quienes se presienten sin confesarse. 

© by Eleo 

Singularidad

Te invito a caminar 
entre cascadas y montañas,
a sentir juntos el aire,
a llegar a la cabaña,
cenar frente al hogar.
A ser que el día y la noche no tengan reloj...
Sólo nuestra magia,
la magia de dos almas que se junten...

Dos universos alternos 
que confluyan en tiempo y espacio...
Dos cuerpos fundiéndose al unísono, 
en un sin fin de posibilidades de ser, 
en una explosión de energía,
que al estallar en ese punto, 
donde la curvatura del espacio tiempo se hace infinita, 
deje sin relevancia al mismísimo Big Bang


© by Ruben Zinni y Eleo